Oisin M.

Copywriter

Á

Cómo aprender un idioma mejora tu cerebro

13-07-2020

Hay muchas razones por las cuales las personas pueden querer aprender otro idioma aparte del suyo.

Algunas de esas nacen del simple disfrute y un profundo amor por las palabras, otras están motivadas por causas profesionales y de negocios, y una buena parte de ellos se basa únicamente en la adaptación y la supervivencia. Sin embargo, hay un punto en común con el que todos parecen estar de acuerdo, y es que aprender otro idioma es difícil. Muy, muy difícil.

A medida que el inglés se ha convertido en esta herramienta de comunicación que hoy en día abarca todo el mundo, muchas personas que nunca tuvieron la necesidad de comunicarse en otra cosa que no fuese su lengua materna, se enfrentan a lo que solo puede describirse como una tarea monumental que consiste en aprender un conjunto de letras completamente diferente para sus vidas.

Sin embargo, no todo es pesimismo, porque incluso si el proceso es lento y lejos de ser fácil, todas estas gimnasias mentales que infligimos a nuestra mente durante el esfuerzo conllevan un gran conjunto de beneficios que son difíciles de ignorar. Como dicen, la mejor manera de mantener el cerebro activo y en plena forma es usándolo, y se ha demostrado que aprender un idioma es una de las mejores maneras de hacerlo funcionar a pleno rendimiento.

MEJORA LA MEMORIA

Cada idioma tiene una cantidad diferente de palabras de uso frecuente que deben memorizarse para hablarlo con fluidez. A modo de ejemplo, el número de palabras que los hablantes nativos de inglés parecen retener va desde unas 10.000 palabras, hasta 65.000 o más para los británicos más inteligentes.

Si bien no se espera que ningún hablante no nativo logre meter tanta cantidad de léxico en su cabeza, aprender aunque sea un porcentaje razonable de estas palabras es un entrenamiento espectacular para las áreas del cerebro que rigen nuestra capacidad de memorizar .

Además, parece que el ejercicio de estas regiones en realidad aumenta el tamaño físico del cerebro. Entonces, si te gusta tener un cerebro grande, incluso si es solo por razones estéticas, es una especie de win-win.

AUMENTA LA AUTOESTIMA

Los seres humanos son seres inseguros por naturaleza, y aunque a veces puede ser una herramienta valiosa para evitar hacer el ridículo, ciertas inseguridades también pueden ser perjudiciales para nuestra salud mental.

Aprender otro idioma y la capacidad adicional de comunicarse con otras personas puede tener un gran efecto positivo sobre cómo de capaces nos percibimos a nosotros mismos. Puede abrir nuevas oportunidades sociales, nuevas amistades, relaciones o perspectivas de carrera, y todos ellos participan en un ciclo de retroalimentación positiva que solo puede terminar como una ganancia neta.

La mejor manera de combatir la inseguridad y la duda es demostrarnos a nosotros mismos que somos capaces de superar ciertos desafíos. Si aprender un idioma no fue un éxito suficiente por sí solo, sus beneficios adicionales seguramente lo convertirán en un éxito rotundo.

RETRASA LA APARICIÓN DEL ALZHEIMER

A medida que la esperanza de vida de las personas ha aumentado durante las últimas décadas gracias a los importantes avances en medicina y tecnología, estos años adicionales también parecen tener un precio alto. La enfermedad de Alzheimer y otros tipos de demencia se están volviendo incómodamente comunes a medida que la población envejece, y son un desafío para nuestros sistemas de salud, para las familias involucradas y, por supuesto, para los mismos pacientes.

El proceso que experimenta el cerebro cuando aprende un idioma ha demostrado que aumenta la creación de vías neuronales que mantienen fuertes nuestros recuerdos, y los científicos han descubierto que las personas que pueden hablar más de un idioma tienden a desarrollar demencia hasta cinco años después que las personas monolingües.

 

Estos son solo tres de los múltiples beneficios que el aprendizaje de un idioma puede aportar a nuestras vidas. También se están viendo casos en los que aumenta la multitarea, la creatividad, una mejor toma de decisiones y muchas otras cosas que seguramente aparecerán a medida que más y más estudios avancen.

Ah, y también puede ayudarte en tu carrera profesional, convirtiéndote en traductor. ¡Una razón maravillosa por cierto!



No te pierdas ninguna nueva entrada. ¡Suscríbete!

Al hacer uso de este formulario, acepto la Política de Privacidad y doy mi consentimiento para el envío de información de interés mediante correo electrónico.
Al hacer uso de este formulario, acepto la Política de Privacidad y doy mi consentimiento para el envío de información de interés mediante correo electrónico.

Este Sitio Web utiliza cookies de terceros con la finalidad de realizar tareas de análisis. El acceso y uso del Sitio Web implica su aceptación. Para cambiar tus preferencias o ampliar la información, puede acceder a nuestra Política de Cookies