Oisin M.

Copywriter

Á

Tecnología de confinamiento

08-05-2020

Dicen que los malos momentos nos hacen apreciar las cosas de la vida que a menudo damos por sentado.

En este momento, hay pocas cosas positivas en las que podamos pensar con todo este desastre de confinamiento, pero durante las últimas dos décadas, una serie de avances tecnológicos se han infiltrado en nuestras vidas diarias y los han alterado por completo. Desde el momento en que se nos ha impuesto esta molesta pandemia, nos hemos dado cuenta de de que gran parte de nuestra vida se basa en hazañas tecnológicas que ni siquiera tienen la edad legal para beber.

Se han vuelto tan normales y comunes en nuestra vida que apenas reconocemos que están allí. Muchos de ellos parecen haber estado con nosotros siempre, hasta el punto de que la mayoría de nosotros ni siquiera podemos ubicar cuándo se inventaron. Pero en este momento, casi todos estos avances han hecho que una situación sin precedentes como esta pandemia y su posterior confinamiento sean mucho más llevaderas de lo que hubieran sido hace solo un par de décadas.

Aquí hay algunos de ellos que, sin duda, nos han ayudado a superar esta terrible experiencia, y seguramente estarán a la altura de las circunstancias si hay más por venir.

REDES SOCIALES

Cada vez menos personas lo recuerdan, pero hubo un tiempo  en el que la gente se comunicaba cara a cara o como mucho escribía una carta que posiblemente, con un poco de suerte, tardaba un par de semanas en llegar a su destino (suponiendo que no se perdiera durante el viaje). Si bien la comunicación por Internet había existido durante bastante tiempo, estaba en el dominio exclusivo de entusiastas y otros usuarios especializados. No fue sino hasta la introducción de Facebook en 2005 que la forma en que los humanos se comunicaron comenzó una transformación irreversible. Fue muy fácil, incluso los abuelos podían tener una cuenta.

Y ahí es donde hemos podido ver el valor real de las redes sociales en estos tiempos terribles. Nos ha permitido estar en contacto con nuestros amigos, familiares, compañeros y con cualquier persona que necesitemos. Ha ayudado incluso a los niños vulnerables a continuar su educación o a ver cómo les iba a nuestras personas mayores en su día a día.

Es difícil imaginarse un confinamiento sin redes sociales. 

STREAMING

La retransmisión en directo es como una navaja suiza para la era moderna. Puede ayudarnos a encontrar soluciones a casi cualquier problema al que enfrentemos y también evita que nos volvamos completamente locos en el confinamiento. No hace mucho, a principios de la década de los noventa, la retransmisión de video en directo era un lujo que los afortunados tenían la fortuna de pagar por velocidades de Internet masivas, e incluso en este caso, el contenido disponible era escaso y de baja calidad.

En unos pocos años, hemos visto como la cantidad de cosas que se pueden transmitir en directo en Internet es alucinante. Desde absurdos clips de 5 segundos que pueden iluminar tu día, hasta monumentales programas de televisión que se duran horas y horas. Desde un pequeño tutorial sobre cómo verificar los niveles de aceite en tu coche, hasta inmersiones profundas y cursos en línea que pueden ayudarte a lograr el sueño de convertirte en astrofísico desde la comodidad de tu casa.

Durante este confinamiento, la gente ha estado retransmitiendo en directo tanto que los proveedores de Internet tuvieron que limitar las velocidades en ciertas áreas para evitar verse desbordados. En todo caso, esto es una señal de la importancia del streaming en nuestras vidas y su papel de mantener nuestras mentes desconectadas de una situación que está más allá de nuestro control.

IMPRESIÓN 3D

La impresión 3D no ha jugado un papel tan importante en este confinamiento, ya que la tecnología aún está en pañales, pero al ver la evolución tan rápida que está viviendo, podría ser un salvavidas si nos enfrentamos a esta situación nuevamente en el futuro cercano.

Las impresoras 3D disponibles (y asequibles) comercialmente generalmente se consideran una novedad que se utiliza principalmente para imprimir modelos de juguetes y otros trocitos y piezas poco importantes. Pero tan pronto como nos adentramos en las impresoras 3D industriales o especializadas, vemos cómo estas máquinas pueden fabricar casi cualquier cosa. Piezas de coches, equipos médicos, herramientas, muebles y algunas personas incluso han impreso casas. Sí, todo eso es cierto.

En una situación en la que las personas experimentan restricciones de movimiento y la escasez asociada en las cadenas de suministro, la capacidad de imprimir objetos cotidianos simplemente descargando un patrón en línea puede ayudar a las personas a mantenerse aún más autosuficientes y evitar el tener que exponerse a riesgos adicionales.

 

Hay muchas otras herramientas tecnológicas y avances en la calidad de vida que han hecho más fácil este confinamiento para muchas personas. Asegúrate de recordarlos y apreciarlos, porque uno nunca sabe cuándo se convertirán en aquello que evitará que nos volvamos un poco locos.

No te pierdas ninguna nueva entrada. ¡Suscríbete!

Al hacer uso de este formulario, acepto la Política de Privacidad y doy mi consentimiento para el envío de información de interés mediante correo electrónico.
Al hacer uso de este formulario, acepto la Política de Privacidad y doy mi consentimiento para el envío de información de interés mediante correo electrónico.

Este Sitio Web utiliza cookies de terceros con la finalidad de realizar tareas de análisis. El acceso y uso del Sitio Web implica su aceptación. Para cambiar tus preferencias o ampliar la información, puede acceder a nuestra Política de Cookies