Ricard Sierra

General Manager

Á
in

Lingüistas unidos contra las fake news

09-09-2019

Debemos andar con pies de plomo para distinguir la información verdadera de aquella que pretende controlarnos. ¿Una pista? ¡El lenguaje!

Ya no sabemos en quién confiar. 

Hubo un día en el que internet prometía dar acceso universal a todo el conocimiento humano. Y, aunque esa afirmación sigue siendo cierta, ahora debemos andar con pies de plomo para distinguir la información verdadera de aquella que se ha creado para manipularnos y controlar nuestras opiniones. 

Ahora cualquiera puede propagar cualquier tipo de rumor falso para decantar unas elecciones, cambiar un estado de opinión o generar más tráfico y ganar más dinero. Las noticias falsas o fake news son como el peaje que tenemos que pagar por el hecho de disponer de un internet libre.

En muchas ocasiones, esas noticias falsas son fácilmente detectables, pero en otras ocasiones nos llegan tan bien camufladas que tienen la apariencia de noticia real. 

Pero parece que los lingüistas podríamos salvar al mundo otra vez ;) La investigadora Fatemeh Torabi Asr de la Universidad de Fraser en Canadá expone en este estudio que las fake news utilizan estadísticamente más palabras para referirse a odio, sexo, muerte y ansiedad. Gracias a un algoritmo que identifica las características lingüísticas y detecta las noticias falsas mediante machine learning y tecnología de procesamiento del lenguaje.

Otro grupo de investigadores de la Universidad de Washington han descubierto que las fake news utilizan más expresiones asociadas con la exageración como “el mayor”, “el peor”, “terrible” y que la propaganda política suele utilizar más veces palabras como “verdad” y “libertad”.

Por último Jack Grieve de la Universidad de Birmingham comparó cerca de un centenar de artículos publicados en el The New York Times por Jayson Blair que se despidió en 2003 tras descubrirse que había plagiado e inventado noticias. Las noticias que habían sido inventadas tenían una menor densidad informativa y frases más cortas.

Por regla general, se puede decir que las noticias falsas emplean un lenguaje populista, que apelan a nuestras emociones, a nuestros miedos y a nuestro odio. Así que si una noticia nos parece demasiado “pasional”, es posible que haya gato encerrado.

FUENTE: https://www.theguardian.com/commentisfree/2019/sep/02/language-fake-news-linguistic-research

No te pierdas ninguna nueva entrada. ¡Suscríbete!

Al hacer uso de este formulario, acepto la Política de Privacidad y doy mi consentimiento para el envío de información de interés mediante correo electrónico.
Al hacer uso de este formulario, acepto la Política de Privacidad y doy mi consentimiento para el envío de información de interés mediante correo electrónico.

Este Sitio Web utiliza cookies de terceros con la finalidad de realizar tareas de análisis. El acceso y uso del Sitio Web implica su aceptación. Para cambiar tus preferencias o ampliar la información, puede acceder a nuestra Política de Cookies