Jéssica Diaz

Gestora de Proyectos

Á
in

Las 7 claves de la traducción médica

07-04-2020

En el ámbito de la salud, la precisión y la atención al detalle son imprescindibles, ya que cualquier pequeño error o información imprecisa puede tener graves consecuencias.

Estamos tratando con la salud de las personas y eso es algo con lo que no podemos arriesgarnos. Para ello, hay que tener en cuenta varios aspectos relevantes y de vital importancia a la hora de gestionar un proyecto de traducción médica. Aquí te contamos cuáles son los principales pasos a seguir.

1. El equipo de traducción es esencial

En Kobalt contamos con un equipo de traductores nativos especializados en traducción médica con una experiencia de más de 5 años. De esta manera, nos aseguramos de que nuestras traducciones cumplan con el nivel de calidad necesario. Como en todos los ámbitos de la vida, cada traductor está especializado en un campo. Así pues, el hecho de contar con una amplia cartera de colaboradores permite encontrar los expertos adecuados para cada proyecto de traducción médica.

Los traductores con los que colaboramos tienen formación en traducción y están especializados en algún ámbito médico. Muchos después de realizar la formación pertinente en traducción e interpretación se han formado en másteres de traducción biomédica y farmacéutica, por ejemplo. 

También es interesante destacar que algunos de ellos compaginan sus trabajos como traductores con otras labores en el ámbito de la salud, como por ejemplo ejerciendo de voluntarios en programas de cuidados paliativos o visitando a enfermos terminales en sus casas o residencias, de enfermeros a tiempo parcial o intérpretes en clínicas y centros de salud.

Algunas especialidades que manejan estos traductores médicos son, entre muchas otras, la neurología, endocrinología, oftalmología o psiquiatría.

Como en todo, la formación es crucial, por lo que la mayoría de ellos asisten a eventos y conferencias de traducción donde reciben formaciones para mantenerse al día y reciclarse.

Las herramientas usadas como referencia también son indispensables para asegurar la calidad en las traducciones. Algunos ejemplos de los más utilizados serían el Diccionario de términos médicos de la Real Academia Nacional de Medicina y el Cosnautas, este último, un recurso indispensable para traductores médicos.

2. La preparación del archivo original es indispensable

La preparación del archivo original juega un papel muy importante en el proceso de traducción. Para que un documento traducido sea fiel al texto de partida y no contenga errores, antes de empezar con el proceso de traducción, nos encargamos de revisar la coherencia estilística, la legibilidad y la comprensión general, además de comprobar que la terminología utilizada sea la adecuada en ese tipo de texto.

Además, nos aseguramos de que nuestro equipo de traducción reporte cualquier error de carácter más técnico que haya podido pasar por alto en el proceso de preparación de archivos. 

Existen dos escenarios que pueden darse durante el proceso de traducción. El primero sería cuando el error que se ha encontrado es solventado por el equipo de traducción, que es lo que normalmente sucede. En ese caso, el Project Manager se encarga de avisar al cliente de la decisión y cambios tomados por el equipo para mejorar la calidad de la traducción.

El segundo caso sería cuando la duda no puede ser resuelta por el traductor y necesita de la ayuda del cliente. Normalmente estas dudas vienen solucionadas por el médico que ha redactado el informe. En este caso, en Kobalt creamos un formulario para cada proyecto con las dudas existentes y las mandamos al cliente. Este formulario contiene toda la información necesaria y el contexto para que la persona que resuelve la duda no necesite más que este formulario.

Ahí es donde juega un papel muy importante la comunicación establecida entre el cliente y la agencia de traducción, clave de la que hablamos en el siguiente punto.

3. La comunicación es un pilar fundamental

Para que el proyecto de traducción médica tenga la máxima calidad, la comunicación tiene que ser fluida. Por eso, es importante mantener un contacto constante para asegurar que la agencia de traducción ofrece lo que el cliente pide. Así pues, la tarea del Project Manager es la de hacer de intermediario entre el equipo de traducción y el cliente cuando existen dudas, normalmente con respecto a términos médicos. 

Sabemos que esta comunicación y proceso de consulta es clave y por ello es importante gestionarlo para que sea lo más eficiente posible tanto para los clientes como para los traductores. Disponer de un proceso y un flujo de trabajo optimizado permite lograr grandes eficiencias ya que es en esta fase donde muchos proyectos se podrían encallar por falta de una comunicación rápida y eficaz entre las partes.

4. Creación de glosarios médicos y validación por parte del cliente

La creación de un glosario es esencial para asegurar que la terminología utilizada en nuestras traducciones es la adecuada. De esta manera, cada vez que recibimos un nuevo encargo de traducción, extraemos nuevos términos que creemos necesarios conservar para futuras traducciones y los guardamos en nuestra base de datos para asegurar la consistencia en todos nuestros trabajos. Algo que es extremadamente importante es la validación de dichos términos por parte del cliente. Siempre que podemos, nos gusta compartir con nuestros clientes los glosarios que hemos ido creando para que estos puedan verificarlo y validarlo. Una vez validado, nos aseguramos de aplicar todos los cambios en nuestra base de datos y compartir la información con el equipo de traducción para que esté al corriente de dichos cambios. Con la mayoría de nuestros traductores llevamos colaborando años y eso hace todo el proceso más rápido, dado que conocen muy bien lo que traducen.

5. Compartir es vivir

Para que las traducciones sean exitosas, compartir todo el material con nuestros colaboradores es esencial. Así pues, los equipos de traducción siempre tienen acceso a todo el material necesario para que sus trabajos cumplan con las expectativas del cliente. De esta manera, serán los primeros que obtengan los documentos originales para poder cotejar sus traducciones y ver el documento en contexto. En los textos médicos suelen aparecer muchas cifras que son de vital importancia para los pacientes y, por ello, es muy necesario poder ver el contexto del contenido que se va a traducir.

6. La opinión del cliente es clave

El feedback del cliente es muy importante, por lo que siempre pedimos que se comparta. Siempre que recibimos alguna información del cliente, que normalmente viene dado por parte de un médico, lo primero que hacemos es recogerlo en una guía de estilo y recopilarlo para posteriores traducciones. Una vez recopilado, lo enviamos al equipo de traducción para que estos estén informados de las últimas novedades.

Lo mismo sucede con nuestras memorias de traducción, que se actualizan con toda la información proporcionada y están en mantenimiento constante.

7. Siempre al día con la tecnología

Como equipo interno, también nos aseguramos de estar al día con las nuevas tecnologías y, por ello, estamos permanentemente en formación gracias a cursos online y formaciones presenciales. Además, también creamos flujos de trabajo internos que nos permiten agilizar la cadena de traducción para así poder cumplir con los plazos urgentes establecidos por el cliente sin poner en peligro la calidad de nuestras traducciones.

No te pierdas ninguna nueva entrada. ¡Suscríbete!

Al hacer uso de este formulario, acepto la Política de Privacidad y doy mi consentimiento para el envío de información de interés mediante correo electrónico.
Al hacer uso de este formulario, acepto la Política de Privacidad y doy mi consentimiento para el envío de información de interés mediante correo electrónico.

Este Sitio Web utiliza cookies de terceros con la finalidad de realizar tareas de análisis. El acceso y uso del Sitio Web implica su aceptación. Para cambiar tus preferencias o ampliar la información, puede acceder a nuestra Política de Cookies